Viviendas Turísticas y Deducción de los Gastos en la Declaración de la Renta 2021

Según el Tribunal Supremo, el propietario no podrá deducirse en la Renta los gastos si no tiene alquilada la vivienda o local

Finalmente el Tribunal Supremo de nuestro país, se ha pronuncia en beneficio de Hacienda y, por lo tanto, en contra del contribuyente y sus intereses. Esta nueva sentencia, perjudicará especialmente a aquellos propietarios de viviendas de alquiler, que no se encuentren arrendadas.

Resultando que, todos aquellos propietarios que posean casas o locales de alquiler, que actualmente no tengan arrendatario, no podrán deducirse los gastos en la declaración de la Renta y además, deben imputar las rentas inmobiliarias pese a que estén sin habitar.

Los propietarios de viviendas o locales de alquiler, tienen que tributar por el 1,1% o 2% del valor catastral, pese a el inmueble en cuestión no se encuentre arrendado

El Tribunal Supremo a dictaminado en esta nueva sentencia que los propietarios de viviendas o locales de alquiler, también van a tener que tributar por el 1,1% o 2% del valor catastral, si el inmueble para el que se declaran los gastos no está arrendado en el momento de la declaración.

La sentencia señala textualmente que: “todo inmueble, que no sea la vivienda habitual, es susceptible de generar una renta o un ingreso, de modo que grava en el IRPF, con un mínimo equivalente al 2% o 1,1% del valor catastral según los casos, la mera posibilidad de obtener esa renta”.

vivienda turística

Los propietarios de vivienda o local de alquiler que se encuentren arrendados, también tendrán que dejar de deducirse los gastos

Por otro lado, esta no es la única mala noticia para los arrendadores, ya que también tendrán que dejar de deducirse los gastos, a pesar de tener que soportarlos para poder alquilar la propiedad.

Según entiende la norma, pese a que la vivienda o local hayan estado desocupada, el propietario tiene imputar la renta que corresponda a aquellos días en los que el inmueble en cuestión, no haya estado alquilado en la parte total del año.

Los propietarios de pisos turísticos, los más afectados por la pandemia, tendrán que pagar igualmente, pesa a tenerlos desocupados

Por tanto, esto viene a suponer que, todos aquellos que posean pisos turísticos —que son los más afectados debido a la situación provocada por el Covid19— tendrán que pagar igualmente, por todos aquellos días que no hayan tenido alquilado su vivienda o local.

Pero es que, tampoco se podrán deducir gastos habituales de suministro o tributos como: la factura del agua, la factura de la luz, la factura el gas, el impuesto del IBI, la comunidad o los seguros mientras que el inmueble haya estado sin alquilar.

El Tribunal Supremo entiende que no puede haber deducción de gastos al no haber renta

Entonces el Alto Tribunal entiende que la deducción de tales gastos va destinada a minimizar la carga impositiva que el propietario tiene soportar por las rentas del alquiler que haya recibido. Para establecer que, al no haber renta no hay nada que deducir.

Por si esto fuera poco, tampoco se van a poder deducir los gastos de intereses de capitales ajenos marcados en la Ley del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF).

Pero esta última responsabilidad solo recae sobre aquellos propietarios que tengan el inmueble sin alquilar.

En el caso de aquellos propietarios que tengan la vivienda o local  alquilado, o de haberlo tenido alquilado durante algunos periodos del año, sí que será deducible en aquella parte proporcional a las rentas que se hayan percibido.

Deja un comentario